Historia

Historia del Partido Alianza Verde

El 25 de noviembre de 2005 fue fundado el Partido Opción Centro. La decisión de crearlo fue impulsada por Carlos Ramón González Merchán, quien, siendo el representante legal del partido Alianza Democrática M-19, insistió en la necesidad de crear un nuevo partido de vocación democrática, que representara a las minorías políticas en Colombia. Se estructuró entonces una propuesta política de centro, alejada de los radicalismos de las derechas y las izquierdas. Cerca de 90 mil colombianos acogieron estas banderas y proyectos, respaldándolos con su voto.

Después de la gira nacional, en enero de 2006, de Carlos Ramón González y Néstor Daniel García, integrantes del Comité ejecutivo nacional, se consolidó la estrategia que permitió alcanzar la única curul destinada a las minorías políticas, con el objetivo principal de revalidar la personería jurídica del Partido. El candidato elegido a la Cámara de Representantes fue Rodrigo Romero, por el departamento de Santander.

Luego de un profundo análisis, se ratificó el proyecto político de centro, como una propuesta necesaria y urgente en un país polarizado. La otra gran conclusión fue la de recoger el legado verde ambiental y construir colectivamente un modelo de desarrollo humano sostenible, desde la perspectiva del ciudadano. Al asumir el compromiso con las políticas ambientales, Carlos Ramón González viajó a Europa para iniciar relaciones con los partidos verdes del mundo.

En Bruselas se reunió con Alain Lipietz, delegado para la Cooperación con América Latina y los Verdes del Parlamento europeo. El resultado fue la constitución del Partido Verde Opción Centro el 5 de junio de 2007, día mundial del Medio ambiente. Luego, en un Congreso extraordinario se nombraron las autoridades éticas y de control del nuevo partido.

El Consejo Nacional Electoral, por medio de la Resolución 0390 de 2007, reconoció la personería jurídica del nuevo Partido Verde Opción Centro, nombre que indicaba los dos pilares básicos de su accionar político: por una parte, el verde define el compromiso infranqueable de proteger la vida, cualquiera que sea su manifestación, a partir de la defensa, protección y restauración del medio ambiente. En cuanto a la opción de centro, indica la toma de posiciones justas y equilibradas en decisiones de cualquier tipo; es una visión de orden enmarcada en la ley, además de ser una actitud mental.

Como mecanismo de compromiso y en desarrollo del postulado ambiental, el Partido Verde Opción Centro celebró pactos ambientales nacionales, buscando generar inclusión ambiental sostenible, modernidad y educación, al lado de una ciudadanía sensible y responsable en el cuidado de los recursos naturales y ambientales. Estos pactos estaban soportados en seis ejes estratégicos: autoridad ambiental, movilidad, virtudes ecológicas y educación ambiental, protección del ecosistema urbano, cuidado y preservación de las cuencas y fuentes hídricas e incentivos a la productividad limpia.

Estos pactos ambientales territoriales fueron incorporados en los programas de gobierno de alcaldes y gobernadores Verdes en varias partes del país.

Con esta nueva oferta política, el Partido enfrentó las elecciones de octubre de 2007 con un apoyo importante y un crecimiento materializado en la elección de dos gobernadores –Boyacá y Cesar–, 27 alcaldes, 10 diputados y 307 concejales.

Ante la nueva realidad política, se convocó el Congreso nacional del Partido Verde Opción Centro en diciembre de 2008, en Manizales, donde se designó al ex gobernador de Boyacá, Jorge Eduardo Londoño Ulloa, como presidente de la colectividad.

Con el desafío de pasar de ser minoría política a convertirse en una opción real de poder, se convocó a los líderes independientes y del centro político más destacados en el escenario político colombiano, tales como Sergio Fajardo, Lucho Garzón, Antanas Mockus, Enrique Peñalosa, Marta Lucia Ramírez, entre otros.

En los inicios de 2009, el Partido debió enfrentar la amenaza de una reforma política en el Congreso de la República, hecha con el propósito de acabar con las posibilidades de este nuevo partido político. Esta coyuntura fue superada gracias a la gestión y al manejo político de representante Rodrigo Romero.

En 2007 había empezado el proceso de acercamiento a la Federación de Partidos Verdes de las Américas, participando en los congresos de Caracas, Quebec y Santiago de Chile. En 2010, Opción Centro fue aceptado como miembros de esta organización, que a su vez hace parte de la organización internacional Global Greens (Verdes Globales, en español).

Después de varios meses de diálogos con los diferentes líderes independientes, se materializó una nueva opción de poder político para los colombianos con la decisión de los ex alcaldes Antanas Mockus, Lucho Garzón y Enrique Peñalosa de conformar lo que en adelante se denominaría el Partido Verde. Esto se formalizó en el Congreso extraordinario del 2 de octubre 2009, cuando se estableció como máximo órgano de conducción política a la Dirección nacional, con una presidencia colegiada conformada por Jorge Eduardo Londoño, Enrique Peñalosa, Lucho Garzón y Antanas Mockus. La Dirección ejecutiva nacional y la representación legal del Partido Verde quedó a cargo de Carlos Ramón González.

Con estos nuevos líderes nacionales se participó en marzo de 2010 en una consulta popular para escoger el candidato presidencial y, al mismo tiempo, en las elecciones para Senado, Cámara de Representantes, asambleas y concejos municipales y distrital. En este momento, el Partido Verde se constituyó en el nuevo fenómeno político del país, con un resultado electoral muy superior al esperado: 1.823.000 votos en la consulta popular y más de 500.000 votos para el Senado de la República. Se escogió a Antanas Mockus como candidato presidencial y se eligieron cinco senadores: Gilma Jiménez, Iván Name, Jorge Eduardo Londoño, John Sudarsky y Félix Valera, y tres representantes: Ángela María Robledo, Alfonso Prada y Carlos Amaya.

Con la fórmula ‘Antanas Mockus, presidente y Sergio Fajardo, vicepresidente’ se generó la gran Ola Verde, como una esperanza de renovación política el Colombia. Esto hizo posible pasar a la segunda vuelta en el debate presidencial, en julio de 2010, con un resultado de más de 3.500.000 votos. El trabajo colectivo, la coherencia política y el esfuerzo de todos los líderes, concejales, diputados, congresistas y ciudadanos de todos los sectores sociales hicieron posible que el Partido Verde se convirtiera en la segunda fuerza política del país, con una opción real de alcanzar la Presidencia de la República.

En 2011, el Partido Verde participó en las elecciones para los cargos locales de elección popular. Ganó la representación en dos gobernaciones: la de Antioquia, con Sergio Fajardo, y la de Amazonas, con Carlos Rodríguez, así como en otras 49 alcaldías más. Estos cargos, sumados a 27 diputados, 808 concejales y 266 ediles a lo largo del país, consolidaron al Partido Verde como un partido político moderno, democrático e independiente.

Para 2013, el Partido diseñó una estrategia de crecimiento alrededor de nuevos liderazgos y fuerzas en la política nacional. El acercamiento se dio con los movimientos Compromiso Ciudadano y Progresistas. Tras varios meses de diálogos, el 24 de septiembre de 2013 se fusionaron el Partido Verde y Progresistas, dando origen al Partido Alianza Verde. Se consolidó así una fuerza política de la mano de nuevos integrantes –como el ex constituyente Antonio Navarro Wolff, Guillermo Asprilla, Luis Carlos Avellaneda, entre otros–, con un programa de gobierno y candidatos propios a la Presidencia y al Congreso de la República para las elecciones de 2014.

El nuevo partido, además de los principios éticos de la democracia, la defensa de la Constitución y su compromiso con la paz y la resolución pacífica de los conflictos, incorporó de manera resuelta los postulados contra la corrupción y el clientelismo. Tras la fusión, fuerzas y líderes representativos como: Podemos Cali, en cabeza del ex alcalde de esa ciudad, Jorge Iván Ospina; el ex gobernador de Casanare Jorge Prieto; la politóloga Claudia López; el ex senador Camilo Romero y otros movimientos sociales, ciudadanos y de jóvenes ingresaron a la Alianza Verde para integrar las listas de Senado y Cámara para las elecciones de 2014.

Tras una consulta popular, que obtuvo cerca de 3 millones de votos y en la que participaron como precandidatos a la Presidencia de la República Enrique Peñalosa, Camilo Romero y John Sudarsky, el Partido eligió a Peñalosa como su candidato oficial para los comicios de 2014.

En estas elecciones, el Partido Alianza Verde consolidó sus listas a Senado y Cámara. Con más de 550.000 votos para Senado, logró cinco escaños para Claudia López, Antonio Navarro Wolff, Jorge Iván Ospina, Iván Name y Jorge Prieto. En la Cámara de Representantes, los casi 480.000 votos obtenidos eligieron por Bogotá D.C. a Ángela María Robledo, Angélica Lozano e Inti Asprilla; por Boyacá, a Sandra Ortiz; por Cauca, a Óscar Ospina y por Valle del Cauca, a Ana Cristina Paz. El candidato a la Presidencia logró un quinto lugar con un poco más de 1.000.000 de votos.

En las elecciones regionales de 2015, la Alianza Verde ganó tres gobernaciones: Putumayo, con Sorrel Aroca; Nariño, con Camilo Romero y Boyacá, con Carlos Amaya. Así mismo, la representación en dos alcaldías de capitales departamentales, como la de Mocoa, en alianza con Cambio Radical y el Partido de la U, con José Antonio Castro y la de Neiva, con Rodrigo Lara, sumadas a 25 alcaldías municipales más. Así como diputados, concejales y comunales en gran parte del país. La tercera alcaldía de la Alianza Verde, la de Yopal, la obtuvo Leonardo Puentes, en elección atípica en noviembre de 2017.

En 2017, luego de llegar a un acuerdo programático y sobre los principales problemas del país con Sergio Fajardo, de Compromiso Ciudadano, y Jorge Enrique Robledo, del Polo Democrático Alternativo, y junto con estas dos colectividades la Alianza Verde creó la Coalición Colombia. Inicialmente se concertó el mecanismo para elegir el candidato a las elecciones presidenciales de 2018, a través de una encuesta. El Partido Alianza Verde hizo primero su propia encuesta entre dos de sus líderes, Claudia López y Antonio Navarro. Claudia López obtuvo el mayor apoyo y se convirtió en la candidata de la Alianza Verde a la Presidencia de República, afianzando su liderazgo político.

Sin embargo, dentro de la Coalición Colombia se acordó la candidatura presidencial de Fajardo, con Claudia López como fórmula vicepresidencial. La lucha contra la corrupción fue definida como eje central de la campaña.

En las elecciones de mayo de 2018, la Coalición Colombia quedó en tercer lugar, con cerca de 4.600.000 votos y decidió entonces no apoyar como bloque a ninguna de las candidaturas que pasaron a la segunda vuelta, las de Iván Duque y Gustavo Petro. Cada grupo de la Coalición quedó con independencia para orientar el voto de sus militantes y seguidores. La Alianza Verde dejó en libertad a su militancia para decidir su voto.

Ese mismo año la Alianza Verde consolidó su iniciativa de una consulta anticorrupción, iniciada en enero de 2017, al conformar el comité promotor con: Claudia López, como vocera, Antonio Navarro, Angélica Lozano, Antonio Sanguino, Rodrigo Romero, Jaime Navarro y Ángela María Robledo.

Este comité de la consulta anticorrupción y los miles de voluntarios en todo el país entregaron a la Registraduría Nacional más de 4 millones de firmas en apoyo a ella. De estas firmas, 3.092.138 resultaron válidas, superándose las 1.762.083 firmas de respaldo requeridas.

Luego de un intenso debate en el Congreso, el 26 de agosto de 2018 la ciudadanía pudo participar en la consulta popular anticorrupción, con la votación histórica más alta del país: 11.674.951 de sufragios. Sin embargo, para que la consulta hubiera sido aceptada y cada punto se convirtiera en ley de la República, debían haber superado los 12 millones de votos.

A pesar de no haberlo logrado, para la Alianza Verde este apoyo decidido a la consulta anticorrupción es un aliciente a continuar abanderando temas de interés general de la ciudadanía. Por ello, la bancada de la Alianza Verde elegida en octubre de 2018 radicó cada uno de los puntos consignados en la propuesta de la consulta anticorrupción como proyectos de ley en el Congreso de la República, para que allí sean discutidos y votados.

En octubre de 2018, la Alianza Verde presentó su lista para la elección del nuevo Congreso de la República, encabezada para el Senado por Antanas Mockus, cofundador y ex candidato presidencial de la Alianza Verde en 2010, máximo exponente de la ética y la cultura ciudadana en el país.

Esta lista tuvo resultados exitosos, indicando el apoyo de la ciudadanía a la plataforma política, al liderazgo y los proyectos de la Alianza Verde. Mockus fue el segundo senador más votado, con 549.734 votos y la lista para el Senado tuvo un total de 1.315.259 votos, que representaron nueve curules en esta corporación: Antanas Mockus, Angélica Lozano, Jorge Londoño Ulloa, Iván Name, José Aulo Polo, Sandra Ortiz, Iván Marulanda, Juan Luis Castro y Antonio Sanguino, fueron los senadores Verdes electos.

Para la Cámara de Representantes la votación Verde fue de 882.725 sufragios en todo el país. Bogotá se convirtió en el epicentro político de la Alianza Verde al ser el segundo partido más votado, con 433.647 sufragios, y obtener cuatro curules, en cabeza de Inti Asprilla, Juanita Goebertus, Katherine Miranda     y Mauricio Toro. Los votos restantes eligieron a León Fredy Muñoz, en Antioquia; a Wilmer Leal y Neyla Ruiz, en Boyacá; a Cesar Ortiz Zorro, en Casanare; a Catalina Ortiz, en Valle del Cauca y Fabián Díaz, en Santander, en coalición con el Polo Democrático Alternativo, Compromiso Ciudadano y Alianza Social Independiente (ASI).

De acuerdo con el Estatuto de la Oposición –sancionado el 9 de julio de 2018 por el presidente Juan Manuel Santos–, al mes de la posesión de Iván Duque como presidente se declararon por primera vez como partidos en oposición al gobierno: la Alianza Verde, al lado del Polo Democrático Alternativo, la Unión Patriótica, la Lista de la Decencia, el Movimiento Alternativo Indígena y Social (Mais) y el partido Farc (Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común), con un total de 22 senadores.

Este estatuto le han permitido a miembros electos de la Alianza Verde, entre otros, participar en comisiones y mesas directivas de plenarias de Congreso, asambleas, concejos distritales y de capitales departamentales, así como ejercer el derecho de réplica a las alocuciones presidenciales, a través de medios nacionales de comunicación, estatales o privados.

En mayo de 2019 se conformó la presidencia colegiada integrada por Antonio Navarro; dirigente reconocido por su trabajo alrededor de la paz, la constituyente del 91, como ministro de salud, gobernador de Nariño y Senador de la República.

Antanas Mockus; ex alcalde de Bogotá, pre candidato presidencial en el 2010, actual Senador con la segunda mayor votación para ese cargo, reconocido promotor de la cultura ciudadana, la defensa de la vida y los recursos públicos como sagrados.

A la dupla se integró Carlos Ramón González Merchán; fundador del actual Partido desde la antigua M-19; artífice de la sinergia entre líderes reconocidos que hoy hacen parte la Alianza Verde, una plataforma política que ha superado el umbral electoral para mantener su personería jurídica, convirtiéndose en el partido político con mayor proyección y consolidación en el país.

La apuesta por una presidencia colegiada liderada por Antanas Mockus, Antonio Navarro y Carlos Ramón González será la de innovar en la manera de dirigir un movimiento político; pensando en la conducción del partido alrededor de un lenguaje amigable, incluyente y abierto a todas las vertientes.

Federación de Partidos Verdes de América

En junio de 2010, la Federación de Partidos Verdes de las Américas aceptó como miembro pleno al Partido Alianza Verde de Colombia. Su ingreso, gestionado desde 2007, se formalizó en Bogotá durante un encuentro anual de la organización, con presencia de los miembros de la Presidencia colegiada del partido de entonces: Luis Eduardo Garzón, Antanas Mockus, Enrique Peñalosa y Jorge Londoño.

La Federación de Partidos Verdes de las Américas es un organismo internacional que agrupa a las organizaciones políticas verdes ecologistas de toda América. Se constituyó oficialmente el 2 de diciembre de 1997 en Ciudad de México. Reúne partidos ecologistas nacionales de Argentina, Bolivia, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Estados Unidos, México, Perú, Venezuela, y República Dominicana.

La Federación alienta la formación de partidos verdes ecologistas en todos los países del continente americano, como una vía para participar desde los gobiernos en la solución de los problemas ambientales. Los miembros de la Federación trabajan unidos para promover el desarrollo de una humanidad capaz de vivir en armonía con la naturaleza, basada en los principios de amor, justicia y libertad.

La Federación de Partidos Verdes de las Américas participa activamente en el movimiento Global Greens (Verdes Globales), conformado por todos los partidos verdes ecologistas del mundo, agrupados en las federaciones de África, América, Asia-Pacífico y Europa. Los miembros de los Verdes Globales aspiran a la conformación de una sociedad ecológica mundial capaz de armonizar los ámbitos económico, social, político y cultural con el entorno natural.

Organización Global Greens

Los partidos verdes nacionales forman parte de la red Global Greens. El Partido Alianza Verde es uno de sus miembros, desde el año 2010 Los miembros de la Global Greens comparten los planteamientos de la Agenda 21 de las Naciones Unidas y defienden los principios de la Carta de la Tierra: 1) la sabiduría ecológica, 2) la justicia social, 3) la no violencia, 4) la democracia participativa, 5) la sostenibilidad y 6) la ética política y electoral.

La organización internacional Global Greens, fundada en abril de 2001 en Canberra (Australia), es una red internacional de los partidos ecologistas que suscribieron los principios de la Carta de los Verdes Globales. Está compuesta por cuatro federaciones, que se organizan y evolucionan de forma cada vez más global: la red de Verdes de África, con 29 partidos asociados; la Federación de Partidos Verdes de las Américas, con 18 partidos; la red de Verdes de Asia-Pacífico, con 20 partidos, y el Partido Verde Europeo, con 44 partidos.

Estas federaciones, reunidas en Sao Pablo (Brasil) en 2008, suscribieron la Declaración de ciudades sostenibles, la biodiversidad y el cambio climático. Sus últimos encuentros fueron en Dakar (Senegal) en 2012 y en Liverpool (Reino Unido) en 2017.

Su ideario incluye: la ecología política, la política verde, el desarrollo sostenible, el ecologismo de mercado, el liberalismo social, el biorregionalismo y la Carta de los Verdes Globales.